RELLENOS CON GRASA PROPIA

Los rellenos con grasa propia son una alternativa al estiramiento y rellenos (fillers) con ácido hialurónico y otros. Tiene como ventaja la aplicación de una sustancia propia del cuerpo, como es la grasa.

Se trata de la transferencia de grasa de una parte a otra y es también conocida con el nombre de lipoescultura, lipoestructura, transplante de grasa, restauración de volumen, o micro-lipoinyección. Esta técnica ha ganado popularidad como alternativa al lifting y al botox, debido a que es mas natural y menos invasiva para restaurar volumen y/o atenuar arrugas.

La grasa se extrae de zonas como el abdomen o cintura, o pierna, para ello se usa una cánula muy fina conectada a una bomba de vacío, luego es purificada y recién después es colocada mediante inyección debajo de la piel a tratar, por ejemplo, zonas de la cara que han perdido volumen, un típico caso son las mejillas, o bien para atenuar arrugas o líneas de expresión.

No precisa hospitalización.

Anestesia local y/o sedación, dependiendo de cada caso particular.

Vida normal a los 5 días.