MEDICINA ESTÉTICA FACIAL

BOTOX

La cara es la zona más expuesta a las agresiones externas (rayos solares, cambios de temperatura, etc.) y por ello es la que más muestra el paso de los años con la aparición de las arrugas de expresión, consecuencia de los movimientos expresivos faciales.
La toxina botulínica actúa relajando los músculos que provocan dichas arrugas, por lo que éstas desaparecen confiriendo al rostro un aspecto relajado y sin arrugas. En definitiva más joven. Actúa de forma selectiva sobre la zona predominante del músculo, relajando la expresión del rostro ya que evita la formación de la arruga sin perder la expresividad personal.
Este efecto se manifiesta a los tres días aproximadamente de ser inyectada. Su duración es de 4-6 meses, siendo lo recomendado realizar 2-3 tratamientos anuales para mantener un aspecto siempre joven.

Zonas de aplicación

  • Frente
  • Entrecejo
  • Zona externa de los ojos (patas de gallo)

PEELING

El peeling consiste en el uso de productos químicos que producen la exfoliación de las capas superiores de la piel.

La técnica trata manchas cutáneas, pequeñas arrugas y aporta la luminosidad que la piel ha podido perder debido a la acción del sol, la fatiga, el estrés o el proceso natural de envejecimiento. El efecto visible es una descamación (micropelado) de la piel.

En términos generales, el peeling mejora la calidad de la piel y aumenta la producción de colágeno y elastina, componentes esenciales para mantener la piel suave y firme.

Beneficios

  • Mejoramiento general de la piel
  • Corrección de arrugas finas (labios y patas de gallo)
  • Cicatrices, como las del acné

HILOS TENSORES

Los hilos tensores (PDO) consiguen prevenir y mejorar la flacidez rejuveneciendo y reafirmando la piel del rostro sin cirugía, sin anestesia y con resultados duraderos.

Se utilizan para mejorar la tensión en zonas con piel flácida mediante pequeñas punciones en la piel que no precisan anestesia.

Los hilos tensores son unas hebras finas que se introducen bajo la piel para conseguir un efecto lifting regenerativo. En el nivel subcutáneo, la polidioxanona genera una fibrosis o proceso reparativo a su alrededor, lo que desencadena la producción de nuevas fibras elásticas de colágeno y elastina alrededor del hilo insertado.

La finalidad es crear un tejido propio de soporte por efecto biológico (la piel genera sus propios hilos naturales de colágeno y elastina).
Los resultados son visibles a partir de un mes, mejorando cada semana y alcanzando el mejor resultado a los 3 meses.

 

El número de sesiones dependerá de cada paciente. En general se realizan una o dos sesiones separadas entre ellas de 4 a 6 semanas. La duración del efecto suele ser de 9 a 12 meses. El efecto óptimo es a los 3 meses y el hilo se reabsorbe totalmente a los 6 meses

Zonas de aplicación

  • Mejillas
  • Cejas
  • Línea de marioneta
  • Surco nasogeniano
  • Rejuvenecer el óvalo facial
  • Cuello

RELLENOS FACIALES (FILLERS)

Utilizamos diferentes materiales de relleno según las necesidades individuales de cada paciente: ácido hialurónico, ácido poliláctico (sculptra) y hidroxiapatita cálcica (radiesse).

Son substancias biocompatibles, de duración variable que se usan para corregir surcos, arrugas y dar volumen a diferentes zonas faciales, como los labios, pómulos, mentón y cejas. Dando siempre un aspecto natural y utilizando técnicas mínimamente invasivas que permiten al paciente reincorporarse de forma inmediata a su actividad diaria normal.

El tratamiento se realiza mediante una inyección directa en la zona y sin anestesia.

CRECIMIENTO PLAQUETARIO

El plasma rico en plaquetas (PRP) es un tratamiento antiaging con el que conseguimos mejorar la textura y calidad de la piel aportando mayor luminosidad y grosor a ésta. Es una técnica que utiliza los factores de crecimiento presentes en la propia sangre del paciente para conseguir una regeneración cutánea y aumentar la producción de ácido hialurónico, colágeno y elastina con lo que mejoramos la hidratación y consistencia de la piel.
El número y frecuencia de las sesiones se valoran de forma individual dependiendo del grado de envejecimiento y características de la piel. Ya que el origen del plasma es autólogo (que proviene del mismo paciente) no hay lugar a fenómenos de rechazo, reacciones alérgicas ni riesgo de transmisión de enfermedades infecciosas.

Zonas de aplicación

  • Cara
  • Cuello
  • Escote
  • Dorso de las manos